Diciembre 2017
Estimados amigos,
Durante 34 años, hemos invertido en desarrollar una infraestructura humana de líderes comunitarios que lideran con un enfoque espiritual, el cual es necesario para proporcionar a las familias más oportunidades socioeconómicas que reduzcan la pobreza y creen una sociedad más equitativa para todas las familias de nuestra área de influencia.
Sabemos que el desarrollo económico no es suficiente para construir una nueva Honduras, ya que la familia necesita formar una nueva mentalidad y relaciones basadas en valores cristianos.
En este Informe anual 2017, lo invitamos a leer sobre nuestros programas y los proyectos implementados este año, para que pueda ver los impactos y resultados obtenidos a través de nuestras inversiones realizadas para las generaciones actuales y futuras. Honduras enfrenta muchos problemas difíciles el próximo año después de las elecciones, por lo tanto, le pido que invierta en nuestros programas con jóvenes, fortaleciendo la familia y las instituciones locales para que Dios nos bendiga con una cosecha abundante de resultados positivos y sostenibles.
Finalmente, apreciamos su apoyo continuo y oraciones fieles por el trabajo que hemos realizado durante más de treinta y cuatro años. Este año que viene realmente necesitamos su ayuda para enfrentar muchos desafíos nuevos que amenazan la seguridad de Honduras. Esperamos responder a muchas necesidades crecientes con la ayuda de nuestro Señor y continuamos invirtiendo en la creación de oportunidades para quienes lo necesitan y que son dignos de un futuro mejor.
Que Dios continúe bendiciéndote a ti y al trabajo que hacemos juntos para cuidar a sus hijos con necesidades especiales.
 Para Su honra y servicio en Honduras,
Chester Thomas
Director Ejecutivo